Una misteriosa campaña para potenciar el comercio de barrio en Huesca

‘¿Y tú qué ciudad prefieres? Depende de ti’. Esta es la pregunta que la Asociación de Comerciantes de Huesca lanza a sus clientes en una nueva campaña, financiada por el Ayuntamiento, que ha puesto en marcha para potenciar las compras de proximidad frente al ‘boom’ cada vez mayor del comercio ‘online’ de las grandes cadenas.

La iniciativa ha estado rodeada de un cierto halo de misterio ya que en las últimas semanas se habían repartido por la ciudad unas letras de gran formato con unas bolsas al pie de los pedestales –diseñadas por Julio Luzán– que este miércoles se han unido en la plaza de Navarra para formar laspalabras ‘Comercio de Huesca’. También se han regalado plantas a los asistentes.

Haciendo alusión al lema de la campaña, la presidenta de la asociación, Isabel Claver, ha recalcado que “depende de nosotros mismos el futuro que tenga de nuestra ciudad”. En este sentido, ha alertado de que el año pasado 40 tiendas de Huesca echaron la persiana y que, según los estudios, para 2023 podría desaparecer el 80% del comercio minorista actual. “Está comenzando una crisis real y profunda pero aquí estamos para luchar, ponerlo freno y decir que nos vamos a saber adaptar a lo que el cliente y la sociedad nos demanda”, destacó.

Y es que ha reconocido que aparte de concienciar a los clientes de que “cada euro que invierten en determinados sistemas comerciales no revierten a su alrededor porque no tributan en España”, el pequeño comerciante tiene que cambiar también de mentalidad “para ser unas tiendas onmicanal que vendan ‘online’, por teléfono, por redes sociales…”.

Entre las distintas acciones asociadas a esta campaña se ha editado un cuento (ilustrado por Agustín Lorés) que compara la imagen de un barrio “estupendo, lleno de gente contenta y tiendas abiertas” frente a otro “gris y sin color” después de que un día la gente dejara de comprar en esos comercios. Y como moraleja final, dan un abanico de razones para animar a comprar en el barrio, entre ellas, “porque pagan sus impuestos aquí y eso da riqueza a toda la ciudad, porque generan puestos de trabajo, porque me dan un trato cercano, profesional y de confianza, y porque mantienen viva mi ciudad”.