César Bona: “No podemos convertir la educación en una competición”

César Bona, considerado uno de los referentes en materia de educación y nominado como uno de los mejores maestros del mundo, subraya la importancia de evitar convertir la educación en una competición.

Bona, que presentará este miércoles en Málaga su último libro, ‘La emoción de aprender’, ha dicho que “todo empieza en la educación”, pero que no hay que poner todo el peso de esta en la escuela, sino que también hay que incluir a las familias, las administraciones públicas y los medios de comunicación, entre otros, porque “la educación incumbe a todos”.

Este maestro apunta que la escuela es “el lugar perfecto para ayudar a las familias a educar a sus hijos”, pero que “todos” son responsable de la educación.

Además, dice que los niños “son iguales independientemente del lugar de dónde procedan” y que el fracaso escolar no se basa solamente en las notas.

César Bona considera que la empatía “es clave en cualquier ámbito de la vida”, pero depende de si se utiliza con buena ética o no, porque en este último caso, “pierde todo el sentido”.

Según Bona, es “imprescindible escuchar”, pero lamenta que los maestros no tienen el tiempo suficiente para atender a los niños, algo que sería necesario para conocer a los alumnos y “para que ellos mismos se escuchen y conozcan”.

Bona hace una reflexión en su nuevo libro sobre el éxito y el fracaso escolar a través de casos particulares de niños y adultos que en su día fracasaron en la escuela y que, sin embargo, consiguieron alcanzar el éxito.

Es un libro basado en experiencias de cientos de personas, recopiladas durante sus viajes por distintas ciudades, y plasma algunas de estas historias “que invitan a reflexionar sobre el hecho de que todos somos diferentes”.