Humillante derrota en Valencia (100-67)

0
23

Los buenos propósitos del Tecnyconta Zaragoza durante la semana han quedado en un simple brindis al sol. En la lista de tareas obligatorias de realizar para tener alguna opción de vencer en Valencia aparecía, en rojo y bien marcado, recuperar la actividad defensiva. Pero todo quedó en papel arrugado, manchado y mojado, como quien asegura que empezará el año yendo al gimnasio y termina por no moverse de su sofá pocos días después. El resultado, un humillante 100-67.

Ni siquiera un cuarto duró en la cancha la escuadra dirigida por Andreu Casadevall, incapaz en todo momento de igualarse en intensidad con Valencia. Cierto es que entre un equipo y otro existe una diferencia sideral de nivel y de físico, algo esto último de lo que carecen los maños, pero también que la cantidad de facilidades concedidas alcanzaron niveles estratosféricos.

De la primera parte sólo puede destacarse el inicio de Tecnyconta, incluso poniéndose por delante en alguna ocasión. Pero un puro espejismo. El primer cuarto ya finalizaba con 31-23 en el electrónico y la sensación de que salvo milagro mediante la victoria sería imposible. El acierto bajó en el segundo, pero no así el liderazgo de los taronjas en el encuentro, marchándose al descanso con 47-35.

De nuevo a Tecnyconta se le olvidó defender tras el paso por los vestuarios y encajarían 28 puntos en el tercer cuarto, haciendo inútil el aceptable nivel ofensivo del equipo. Pero lo peor estaría por llegar. La actitud desaparecía por completo y los maños se dejaban llevar en un último y definitivo para olvidar por parte del aficionado y para hacer reflexionar a la plantilla.

En definitiva, un partido en el que los maños ponían en bandeja el triunfo a los valencianos, a pesar de la ya consabida superioridad del equipo local. Jelovac era el MVP del encuentro alcanzando los 20 de valoración, pero ni siquiera él se salvaba de la quema con un horroroso 25% en tiros de dos. Y, lo que es peor a nivel colectivo, Valencia capturaba 20 rebotes más que el Tecnyconta durante el encuentro. Algo que exige una reacción inmediata a todos los niveles.

No hay comentarios

Dejar respuesta